ENGLISH
ESPAÑOL
Imparables: Un Documental de Black Train Films
Nuestra misión es inspirar a la gente a practicar el deporte o la música como medio de superación ante los obstáculos que se presentan en la vida, como son lesiones, enfermedades y pobreza.                          Nuestra misión es inspirar a la gente a practicar el deporte o la música como medio de superación ante los obstáculos que se presentan en la vida, como son lesiones, enfermedades y pobreza.                                Nuestra misión es inspirar a la gente a practicar el deporte o la música como medio de superación ante los obstáculos que se presentan en la vida, como son lesiones, enfermedades y pobreza.

Nuestro Imparable de octubre: Alessandro Zanardi

A los 14 años Alessandro (Alex) Zanardi construyó su primer kart con ruedas, barriles y tubos reciclados. Alessandro “Alex” Zanardi demostró desde muy temprana edad su pasión por las carreras. Tras ser piloto en Europa, en 1995 llega a Estados Unidos para participar en la Champ Car World Series, donde sólo un año después obtiene el título de novato del año. Los dos años siguientes se proclamó campeón absoluto demostrando su alto nivel en la competición.

Pero su mayor desafío aún estaba por llegar. En septiembre de 2001, en el EuroSpeedway de Lausitz, Zanardi dominaba las últimas vueltas de la carrera después de adelantar a un rival. Tras realizar una parada en boxes, al regresar a la pista perdió el control de su coche. Desgraciadamente se interpuso en la trazada de otro rival. El impacto fue muy violento y desde el primer momento se temió por la vida de Alex. Finalmente perdió sus dos piernas y sufrió graves lesiones.

Alex Zanardi

Alex Zanardi

En los posteriores años al accidente, la determinación y, según él mismo, la pasión por vivir, le ayudaron a adaptarse a su nueva vida. Se especuló con que nunca volvería a competir. Poco después, Zanardi respondió ante sus fans diciendo: “Estoy lesionado, pero no me rindo. Es una carrera difícil, pero hago todo lo posible para ganarla”.
En 2003 y como él dice, “después de personalizar mis piernas”, vuelve a la competición en Lausitz, el mismo lugar de su accidente. Sólo dos años más tarde, Alex ganó su primera carrera en las World Series.

Pero su ambición y su determinación lo llevaron aún más lejos. Después de dos años de entrenamiento intensivo, en 2012 participó en los Juegos Paralímpicos de Londres y ganó dos medallas de oro y una de plata en la disciplina de ciclismo de mano.

Su historia nos demuestra una vez más que cuando la ambición nos mueve desde dentro, nada puede detenernos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *